EL TEJADO MÁS ECO DEL MUNDO 

Los tejados verdes son muy comunes en las Islas Feroe de Noruega.

Copenhague ya ha tomado la decisión de convertirlos en obligatorios con el objetivo de conseguir emisiones neutras de CO2 para el año 2025.

Cubren sus techos de plantas o incluso de vegetales dejando de lado los materiales tradicionales como hormigón o tejas.

Te sorprenderá para la cantidad de cosas que puede servir:  

1.

Aislarnos de nuestro clima frío y, también, caluroso ( reduciendo hasta un 50% los gastos en aire acondicionado y un 30% en calefacción).

2.

Insonorizar la casa; tanto de dentro para afuera como viceversa. Ya puedes gritar y cantar que tus vecinos no te oirán.

3.

Evita problemas con la humedad y las filtraciones de agua.

4.

Ayuda a reducir la contaminación, ya que convierte el Co2 en oxígeno

5.

¡Puedes crear tu propio huerto en tu tejado!