POSAVASOS CON VIDA 

Sí. Lo que lees: la humedad de tu bebida moja el posavasos y así las semillas beben, germinan y crecen.

Y cuando todo esté tan crecido que no sepas donde apoyar la copa, plantas el posavasos en una maceta con un poco de tierra o directamente en el suelo y a por otro posavasos.

De la mesa al huerto y del huerto a la mesa.

¡Así de simple!