7 TIPS QUE NO CONOCÍAS

1.

Las cebollas y las patatas no se llevan bien. No las guardes en un mismo cajón, entre ellas acaban lastimándose

2.

Hay que saber descongelar bien los alimentos para evitar bacterias. Descongela con tu programa defrost del microondas; en un estante de la nevera o con agua caliente. No decongeles dejándo los alimentos a l'aire libre en temperatura ambiente. 

3.

Debes conocer dónde va cada fruta. Las manzanas y naranjas deben ir siempre en la nevera para reducir su acelerado proceso de maduración.

Ten mucho cuidado con las manzanas, emiten un gas llamado etileno que pueden dañar otros alimentos. Lo mejor es guardarlas separadas o en bolsas especiales.

En cambio, el aguacate, el melón y el platano, deben estar fuera de la nevera para que puedan madurar. 

4.

En cuanto a las carnes y aves de corral, su tiempo en la nevera no debería superar las 48 horas.  No hace falta tirarlas, sólo congelarlas a tiempo si no se van a consumir.

5.

Un buen tip para conservar la verdura más tiempo y frescos es cortándola. Es ideal para el apio, la zanahoria y los rábanos. Cortarlo a tu gusto, mételo en un tupper, e incluso añadir un poco de agua y ¡ larga vida a la verdura!

No separes nunca un plátano de su familia a no ser que te lo vayas a comer. Es un fruta complicada, no le gusta estar en la nevera pero  fuera de ella madura rápido. Lo ideal es cortarla y ponerla en un tupper

6.

7.

Debes conocer tu nevera a la perfección. El estante superior suele ser el más caliente: ideal para alimentos cocinados.

El inferior, más frío, ideal para las carnes ( a no ser que se tenga un cajón especial para estas.  

De la misma forma, los cajones inferiores están especialmente pensados para conservar frutas y verduras, evitando que se pudran debido al exceso de humedad

¡Y DESDE LUEGO SIEMPRE HAY ESPACIO PARA UN PUPPY!